En el predio La Capillita, junto con el asesor espiritual de Patronato, Diego Rauchs, donde se bendijo una placa en su recuerdo, a un año de su fallecimiento. 

Por: Gabriel Obelar (@GabyObelar1)

Es un día especial en el Mundo Patronato, lo fue hace un año, cuando una de las colaboradoras del predio La Capillita perdió la vida en un encuentro de motocross, que dejó un vacío grande en los pasillos del Estadio Grella, como también en el reducto cercano a la base aérea.

Marina Narvaez por muchos años trabajó y colaboró en Patrón. A un año de su fallecimiento, las redes sociales la recordaron con orgullo y palabras de cariño, sobre todo en un día especial como el del utilero, siendo uno de sus hijos, Lucas Furlan, utilero de Reserva y Primera División.

En el predio La Capillita, en horas de la tarde se realizó un homenaje en recuerdo a Marina, donde se hizo presente el asesor espiritual del Rojinegro, el párroco de la Iglesia Santa Teresita, Diego Rauchs, en la que se bendijo una placa junto con una cruz, que recordará no solo su nombre, sino también su carisma, sonrisa, alegría y todo el trabajo que realizó en la institución de la cuál fue hincha.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here