Patronato no fue el mismo equipo de los últimos partidos y cayó frente a Defensa y Justicia con un 2-0, con un penal polémico de Bruno Urribarri y la expulsión de Lautaro Torres. Gabriel Ávalos, falló el penal del descuento. 

Por: Gabriel Obelar (@GabyObelar1)

¿Qué pasó? Fue la pregunta que resonó en los pasillos de prensa del Estadio Norberto Tomaghello al hablar de lo que fue el primer tiempo de Patronato frente a Defensa y Justicia, como también a la hora de encontrar una respuesta en el final del partido, en Florencio Varela.

Patrón cerró la SuperLiga de la manera menos pensada, con un 2-0 en contra, pero sin la imagen que mostró en los partidos que disputó anteriormente. No tuvo una presión fuerte, falló en solidez, perdió en la mitad de cancha, en la primer mitad, tuvo un Ángel de la Guarda, que evitó que Márquez convierta lo que el equipo de Crespo generó.

Resultado de imagen para defensa y justicia 2-0 patronato 2020

Una primera mitad, en la que el palo y la mala efectividad del Halcón dejaron con vida todo un complemento al Rojinegro, que previo al descanso, tuvo jugadas aisladas por el sector de Compagnucci y Chimino, un leve tiro de Ávalos desde lejos y no mucho más, mientras que corrió un montón detrás de la pelota en su propio campo.

Pareció tomar vuelo el Santo en el arranque de la segunda mitad, con Torres en cancha, modificando el sistema táctico, con un Luna más en posición de ataque junto con Ávalos y Tarragona, con Comas con más espacios para el uno contra uno y un elenco que se animó a más.

Todo hasta que Nicolás Lamolina, desde lejos, sancionó un dudoso y (muy) polémico penal de Bruno Urribarri contra Pizzini dentro del área del Halcón, que lo cambió por gol Fernando Márquez, que le permitió tomar altura en confianza a todo su equipo.

Resultado de imagen para defensa y justicia 2-0 patronato 2020

Desde allí el partido fue otro. Patrón ingresó en la desesperación, ya con Silveira y Delgadillo en cancha, apostando a sumar peso ofensivo con cinco (5) delanteros, quedó desacoplado en el fondo y, con jerarquía, movilidad y espacios, el local facturó en lo físico y cerró el partido en una contra, que termina convirtiendo falta Lautaro Torres, que terminó viendo la roja y, después, David Martínez dejó en claro que puede ser gol de la fecha.

Tuvo chances la visita, con un cabezazo de Hugo (Silveira), con un remate de Comas y hasta el penal cerca del cierre de Ávalos que tapó de buena manera Unsain. Fiesta en Varela. Bronca en Paraná, con un Patronato que perdió un invicto más que positivo, pero que dejó pasar una gran oportunidad en escalar en la tabla de promedios, aunque lo más negativo, que no pudo sostener lo hecho hasta acá. Con todo a la Copa SuperLiga.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here