Patronato fue más que Godoy Cruz, aunque igualó 1-1 en el partido de ida de la Copa de la SuperLiga. Berterame marcó el tanto del Rojinegro que busca los 8vos el sábado en Mendoza. 

Por: Gabriel Obelar (@GabyObelar1)

No hubo resaca luego de lo que fue una semana en la que se hubieran permitido cosas. Patronato se mentalizó en este partido al que lo jugó con la responsabilidad del caso y así se hizo sentir.

El Rojinegro jugó sin la mochila pesada de la permanencia o la presión de ganar, pero no modificó su estilo, el de ser un elenco intenso en todas las líneas, de presión alta y de contra-ataque agresivo. Defensa sólida y sin complicaciones.

Así disputó Patronato el partido ante Godoy Cruz, que no logró incomodar en ningún momento del primer tiempo al local, que supo leer la salida de su rival, lo presionó e incomodó constantemente de tres cuartos de cancha en adelante, con un Dettler punzante y un Ávalos activo, tanto en recuperación cómo descarga rápida.

Las situaciones se generaron con el correr del tiempo, aunque sin claridad. Berterame desde afuera del área no pudo quebrar el cero, cómo tampoco pudo Gissi de cabeza o Geminiani con un remate cruzado ingresando desde el fondo. Del otro lado, Escudero hizo olvidar al Morro García.

Un primer tiempo que solo le faltó el gol al Santo, que recuperó, jugó, presionó, anticipó, luchó y fue más que su oponente. Pero la alegría llegó al minuto del segundo tiempo, con Ávalos que descargó de cabeza para el zapatazo de Germán Berterame que colgó la pelota en el ángulo para el 1-0.

Diferencia que despertó al Tomba, que rápidamente buscó la igualdad y aceleró las revoluciones del Negro, que dejó de ser claro con la pelota, la rifó y la luchó en demasía.

Lo negativo, es que sin peligro, el Bodeguero llegó al empate tras una mala salida de Costa, que derivó en el gol de Cardona, que sólo se chocó con la pelota y decretó el resultado definitivo.

Porque Godoy Cruz se cerró, apostó por alguna contra de Merentiel o Ángel González y cuidar un resultado que le juega a favor en la serie. Patrón tuvo sus chances, con Geminiani, nuevamente Berterame, Dettler y Escudero, pero no pudo sacar más ventaja.

La Fase 1 todavía está abierta. Patronato siguió el ritmo en casa, pero el desafío está fuera de la misma, donde buscará una victoria para soñar con Boca.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here