Mario Sciacqua realizó trabajos tácticos este miércoles por la mañana, donde prácticamente confirmó el equipo que jugará ante el Quemero el domingo.

Por: Gabriel Obelar (@GabyObelar1)

No fue un rompecabezas muy complicado de armar para Mario Sciacqua, en la previa al partido del próximo domingo ante Huracán, donde volverán viejos conocidos al once inicial.

Lo que si dejó en claro el DT, es que el tiempo que le queda de trabajo, no lo utilizará la improvisar modificaciones, sino en trabajar los diferentes conceptos tácticos, para volver a pulir la parte defensiva, donde reaparecen dos nombres, pero también puntualizar mucho más en el Rojinegro mismo.

La ofensiva está aceitada, el tema, es de tres cuartos de cancha para atrás, la parte más tocada del once. Allí, es donde reaparecen Renzo Vera y Bruno Urribarri, en lugar de los suspendidos Geminiani y Pantaleone. Aunque se realizará un corrimiento, ya que Matías Escudero tendrá su primer papel cómo lateral derecho, más estático que ofensivo.

Por su parte, Federico Bravo es quién tomará el lugar de Ignacio Cacheiro, volviendo al doble cinco que mejor le quedó al Patrón, para soltar a Compagnucci y Carabajal por las bandas.

Para poner en claro la situación, los 11 ante Huracán, a falta sólo de la confirmación, serían: Sebastián Bértoli; Matías Escudero, Dylan Gissi, Renzo Vera, Bruno Urribarri; Gabriel Compagnucci, Damián Lemos, Federico Bravo, Gabriel Carabajal; Germán Berterame y Gabriel Ávalos. 

¿EL TEMA ES EL BANCO?

Sin dudas que la problemática, al contar con varios lesionados y suspendidos, será el armado del banco de suplentes, donde podría reaparecer Martín Aruga o la inclusión de Enzo Quinteros, ante la falta de defensores, ya que Ceballos y Andrade todavía no están a disposición.

Además, en la mitad de cancha, son varios los jugadores que pelean por un lugar, mientras que José Barreto volvería a concentrar, también ante la ausencia de algunos futbolistas, cómo Apaolaza y Comas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here