Mario Sciacqua volvió a sumar trabajos tácticos, pero en está oportunidad sin Lemos, con Ceballos, Bravo y Ledesma, dentro ¿Briñone tiene chances? 

Por: Gabriel Obelar (GabyObelar1)

Las dudas, simplemente pueden ser del afuera, es decir, que las incógnitas en el armado del once solamente estén para el afuera y no tanto para Mario Sciacqua, que sigue probando y hasta cambiando el sistema y futbolistas.

Muchas veces se puede pensar que está analizando variantes por las diferentes situaciones que se pueden dar en el partido, pero también intentando conseguir las mejores sociedades.

Foto: Patronato en Fotos (Marisel Díaz)

Por más que aún no hay confirmación, Lucas Ceballos podría volver tranquilamente al once inicial después de varias fechas, ya que por el golpe de Geminiani y al sentir molestias físicas, Sciacqua se inclinaría por el ex Colón de entrada.

Lo que sí es certero, es el retorno a la titularidad de Ledesma, que volvió ante Newell’s, pero que ahora tendrá, por primera vez en la Era de Marito, el papel y la responsabilidad de conducir al equipo, darle una pausa cuando se necesite, pero colaborar en la presión y transición.

La duda, pasa por el pensamiento que tiene Sciacqua ante Vélez «¿Doble cinco o uno solo?», por ahora, un sólo contención que sería Bravo, aunque Lemos dará pelea este sábado. En caso del doble cinco, quién también puede correr con ventaja, es Briñone, el juvenil que lo poco que participó de la práctica, lo hizo de buena manera y al CT le gustó.

Ver: Por precaución

Al poner el doble cinco, quién dejó el once fue Comas, ya que Carabajal fue el volante por izquierda y Ledesma el enlace, con el único punta que será Barcelo, que tendría una tarea similar que ante Central, el de aguantar para la descarga y despejar la verticalidad del los futbolistas que posibilidad de esas características.

Para poner un poco de claridad, por ahora, ante el Fortín, Patronato podría formar con: Bértoli; Ceballos, Sandona, Vera, Urribarri; Bravo/Lemos; Sperduti, Ledesma, Carabajal, Comas; Barcelo. 

Ver: EL RIVAL: No tocaría nada

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here