Este martes, Mario Sciacqua dio pistas del elenco que tiene en mente para recibir a Vélez, con algunas dudas en la defensa y en la mitad de cancha. 

Por: Gabriel Obelar (@GabyObelar1)

Para corregir todas las falencias, para volver a mentalizarse y tratar de regresar a la identidad que se perdió ante Newell’s, Patronato necesita fútbol y eso le comenzó a dar Mario Sciacqua.

El DT no sumó minutos, pero si realizó trabajos tácticos de defensa-ataque, en la que mostró pistas, visualizó indicios de un posible 11 pensando en Vélez, en lo que será un partido más que clave y determinante para el futuro.

Pero el mismo equipo, no sólo contaría con sorpresas, con la posible salida de Sandona y el regreso de Andrade en la defensa, sino que muestra certezas, cómo Ledesma volviendo a la titularidad por Briñone en la mitad. Sino que también, muestra dudas.

Al no contar con Geminiani que se recupera de un fuerte golpe en la zona del hígado, fue Lucas Ceballos quién intenta aprovechar la oportunidad de pelear su lugar. Al mismo tiempo, la situación de Lemos con sus amarillas, mientras que Bravo se para cómo el cinco de contención.

Ver: Geminiani no corre peligro

Ver: Espera el boletín

Es decir, el sistema está más que claro que lo mantendrá, por lo menos en la lógica del 4-4-1-1, resta definir los interpretes de la misma, que por el momento, serían: Bértoli; Ceballos, Andrade, Vera, Urribarri; Sperduti, Bravo, Ledesma, Comas; Carabajal; Barcelo.

Sin entrar en la confusión sistemática de los números en la táctica, la formación podría variar, de acuerdo a la situación, por lo que en más de una ocasión, posiblemente se visualice el 4-1-4-1.

En fin, Sciacqua pretende volver al Patrón de antes, intenso, prácticamente sin falencias, con salidas sencillas, transiciones rápidas, con verticalidad de tres cuarto de cancha en adelante y conseguir sumar mucha gente en ofensiva.

Restan muchos días por recorrer, la planilla seguirá anotando, borrando, tachando y escrita una vez más, por lo menos este miércoles en el Estadio Grella, donde continuarán los trabajos tácticos.

Ver: Un Sciacqua distinto 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here